Y si cayeran las letras

hacia ti











hacia la playa de tu cuerpo, caminando,

marchan mis olas,

buscan refugio en tu piel a su quebranto,

tu agua es colma;

cansadas van, de mirarse razonando,

sobre las rocas.

pobre razón, sobre la arena vas dejando,

tu espuma rota,

la cordura del ayer trajo su llanto,

sobre estas horas.

¿por qué, mi amor, no nos mudamos,

en agua loca?

embistiendo con los versos, de otro canto,

sobre la costa,

donde puedan nuestros cuerpos ser abrazo,

locura toda.


                   
                                                              iñaki.

Comentarios

  1. Precioso!
    Me has dejado con la boca abierta!

    Muxuak!
    ;)

    ResponderEliminar
  2. Maravilloso sentir. Mi felicitación, Iñaki.

    Un abrazo

    ResponderEliminar

Publicar un comentario