El tiempo de la prisa

Hola Kuski.



En la imagen no te ves. Probablemente estabas donde siempre.Cuidando el campo cultivado.
A pesar de la lluvia y de lo tranquilas que las ovejas regresaban.
Pero tu estabas siempre. En los días buenos y en los malos.
Cuando había tormenta te refugiabas a mi lado. Temías los truenos, pero no te alejabas de mi lado.
Fueron años duros, que tu endulzaste en muchos ratos.
Tu ya no estas, ni las mismas ovejas. El paisaje sigue parecido; y el pastor....
El pastor te sigue recordando.
Al abrigo de las jaras, estuviste muchos ratos.
Y en ellas sigues, pues el recuerdo es esclavo.
De lo que quisimos... de lo que apreciamos.

P.D. (Kuski fue mi perro pastor, en la década de los años 90.)

Izara.
l

Comentarios

  1. Un bonito recuerdo Izara, a ese que nunca nos deja tirados, que quda en el monte cuidando la chaqueta olvidada, me ha hecho recordar al mio EL fLIPER. un bonito recuerdo.
    QUE EL FRIO INVIERNO TE SEA PROPICIO.
    SALUD

    ResponderEliminar
  2. HOla querido amigo Izara..

    me ha gustado mucho ese recuerdo de Kuski... es magnifico... el esta otra vez aquí con nosotros... un perro pastor...

    .. yo tengo a una cadela.. tan bonita e inteligente.

    parece mentira que se pueda amar tanto a un perro.

    y me ha gustado pasear contigo por esos sitios por donde transitabas con tus ovejas y tu perro.. y saber que tenias ovejas..

    ayer me pasó una cosa graciosa, cada día que pasa me entiendo mejor con los animales..

    y estando haciendo senderismo..

    había un pastor.. con sus ovejas y una de las ovejas.. con un año o así se me acerco y me pidió mas o menos que le tocara... le toque.. y fue un regalo que la naturaleza y la vida me hizo poderme sentir, el pastor me dijo que esta oveja era muy sociable y que gustaba de las personas... fue increíble.

    Me encantan las ovejas...
    Un beso para ti y para Kuski este donde esté

    ResponderEliminar
  3. Precioso homenaje a tu compañero, amigo Izara... son tan fieles ¿verdad? :)

    dos abrazos para ti, en agradecimiento a tu sensibilidad

    ResponderEliminar
  4. Enternecedor y extraordinario recuerdo.

    Un abrazo amigo.

    ResponderEliminar
  5. Pues vamos a suponer, amigo Izara, que los perros también tienen su pedacito de cielo. Seguro que él, desde allí, también te recuerda y hasta podría asegurar que te echa de menos. Por lo poco que te conozco, y tan solo a través de tus letras, imagino lo buen amigo que habrás sido de Kuski.

    Ha sido un verdadero placer leerte de nuevo.

    Un abrazo.

    Maat

    ResponderEliminar
  6. que luz trasmites en el blog y contenido!
    luz...gracias
    lidia-la escriba

    ResponderEliminar
  7. Que precioso homenaje, amigo querido!

    ResponderEliminar
  8. Hola IZARA.

    Muchas gracias por el detalle de comentar en mi entrada sobre la pérdida de Xana. La verdad es que se les echa mucho de menos cuando ya no están.

    Un fuerte abrazo.

    ResponderEliminar

Publicar un comentario